FECOR

Pelayo renueva su compromiso con Fundación ONCE con el objetivo de alcanzar las 90 contrataciones de personas con discapacidad

  •  Ambas entidades suscriben por tercera vez un Convenio Inserta

 

El presidente de Pelayo, Francisco Lara, en representación de Grupo Pelayo y el vicepresidente ejecutivo de Fundación ONCE, Alberto Durán, han renovado el Convenio Inserta que suscribieron por vez primera en el año 2012 y que, en esta ocasión, tiene un objetivo de contratación de 15 personas con discapacidad durante los próximos tres años, llegando así a las 90 contrataciones desde el inicio de la colaboración.

Este convenio se enmarca en los programas operativos de Empleo Juvenil y Economía Social (POEJ) y de Inclusión Social y Economía Social (Poises), que está desarrollando Fundación ONCE a través de Inserta Empleo, con la cofinanciación del Fondo Social Europeo, y que pretenden incrementar la formación y el empleo de las personas con discapacidad.

 

Según ha explicado Francisco Lara, presidente de Grupo Pelayo, “en nuestra compañía siempre hemos creído en la Diversidad y en la obligación como entidad de crear espacios inclusivos, con igualdad de oportunidades. Gracias a la firma de este acuerdo con Fundación ONCE tenemos personas con discapacidad en la plantilla que son grandes ejemplos para todos”.

 

Por su parte, Alberto Durán ha destacado el compromiso de Grupo Pelayo con las personas con discapacidad, tanto con su contratación como con el diseño de productos específicos para ellas, que además de producir beneficios para la compañía, contribuyen a la discriminación positiva. Asimismo, ha celebrado la renovación de la colaboración con Fundación ONCE que demuestra que la inclusión de la discapacidad en Grupo Pelayo forma parte de sus valores.

 

Grupo Pelayo seguirá contando con Inserta Empleo, la entidad para la formación y el empleo de Fundación ONCE, para cubrir nuevos puestos que la compañía demande, preseleccionar a las personas que mejor se adecuen a los perfiles requeridos e impartir formación a medida que les permita desempeñar las labores asignadas.

El acuerdo contempla también la promoción de otras acciones que favorezcan la inserción laboral de personas con discapacidad de forma indirecta, mediante la adquisición de bienes y la contratación de servicios a los centros especiales de empleo